Seguidores

lunes, 21 de noviembre de 2011

NIÑO TALADO

Foto Internet

NIÑO TALADO

Se rompieron las reglas
-las pocas que quedaban-;
para entonces, vivir
era tan sólo una utopía.

Andaba casi siempre
la casa alborotada.
Se instalaron los gritos
por todos los rincones,
y yo colgué mi voz
en el viejo perchero de la alcoba.

Era un niño talado.

Fantasmeaba, sin lugar
donde esconder la pena,
hasta un día
-no recuerdo muy bien de qué color-
que entre cajas y muebles,
me supe conducido
a un éxodo plagado de promesas.

                                Juan Calderón Matador 

(Del libro "Eco de niño para voz de hombre", Ediciones Cardeñoso, 2003)



Foto internet


6 comentarios:

Geles Calderón dijo...

Me vi en la piel de tu NIÑO TALADO, y me escoció...

Un abrazo,

Geles Calderón
(otra Niña Talada)

Juan Calderón Matador dijo...

Geles, afortunadamente, la vida nos va recomponiendo, aunque el recuerdo escueza. Abrazos

Marcos Callau dijo...

Estupendo Juan. "Era utopía el vivir", suena realmente crudo, del mismo modo que no recordar el color de ciertos días. Pero al final, existen las promesas y en definitivba, la ilusión de que se realicen. Un fuerte abrazo, amigo y enhorabuena por este poema.

Mª Carmen dijo...

PRECIOSO POEMA, MUY TRISTE, RECUERDOS MUY DUROS,MENOS MAL QUE TAMBIÉN ESTÁN LOS BELLOS QUE SIEMPRE LOS SUPERAN.ABRAZOS.

Juan Calderón Matador dijo...

Gracias, Marcos y Mª Carmen, siempre sois muy amables con lo que escribo.Un fuerte abrazo

Anónimo dijo...

Hay mucha sensibilidad en estos versos, mucho dolor y mucho poeta.
María.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...